Vía Minca ¿Movilidad?

¿Se ha preguntado la ciudad el significado de movilidad en esta importante vía?
La comunidad se prepara para contarle a la ciudad y al resto del mundo.

Casi indignados habitantes y un testimonio sonoro


Numerosos barrios están en la vía a Minca,  todos se ven afectados por la ausencia de planeación urbana  y por la falta de control real en su expansión desenfrenada, síntoma común en casi toda la periferia de la ciudad, problemas de movilidad y mototaxismo ante la ausencia de un efectivo transporte público, entre otras consecuencia de rutas sin sentido, todas deben pasar por el centro, y van en contra del sentido común que reza «la linea recta, es la distancia más corta entre dos puntos» y en trayectos determinados se deben tomar 2 y hasta 3 busetas o colectivos; acá la distancia más corta es tomar una motocicleta o caminar.

Los barrios afectados por la carretera a Minca son: Villa Toledo, Villa Mercedes, El Yucal, Rodrigo Ahumada, Sierra Morena, El Cisne, Villa Camila, Villa Alessandra, La Rosalía… de ahí hacia arriba,  Tres Puentes, Tigrera y Minca, corregimiento límite entre el urbanismo contemporáneo y el mítico clima de La Sierra Nevada de Santa Marta, despensa agrícola de la ciudad, destino turístico de fin de semana en quebradas y ríos colonizados por visionarios emprendedores en pequeños hostales acogedores que se ofrecen como refugio existencial para aislarse de la hipnosis del consumo colectivo.

En los alrededores se expande la ciudad más rápido que la capacidad de abastecimiento de cobertura de servicios, especialmente energía eléctrica, que sin exagerar está fallando casi a diario con el riesgo de daño en electrodomésticos y la contrariedad del caso.

Con las lluvias, del año pasado y de este, colapsaron las alcantarillas, cuyo desborde hace rodar sedimentos ya que las calles de muchos barrios no están pavimentadas y todo el sedimento escurre hacia la vía principal haciéndola intransitable.

UN ENTORNO NATURAL

Los residentes de la zona en su gran mayoría viven allí por su entorno y vegetación,  porque su clima es mucho más fresco que en el centro de la ciudad.

Está poblada en su mayoría por inmigrantes de todo el país, lo que la convierte en una zona intercultural en el sentido pleno de la expresión. Cuenta con una sola ruta de transporte que retiró la mitad del número de busetas por la crítica condición de movilidad, los taxistas evitan entrar por el maltrato a sus automotores.  De vivir en una zona semi-rural se ha pasado a igual condición que cualquiera de los pueblos o veredas aislados en la mitad de la selva.

Compartir El Paraiso

Muchos estudiantes se movilizan por ella , pero la administración distrital emprendió la construcción de un Megacolegio sin que se vea intención de emprender la recuperación  total de la carretera.

Problemática que ha motivado una protesta cívica con una gran marcha el viernes 25 para ver si la dirigencia entiende el costo limitar la movilidad de sus moradores, lo que es un derecho porque la comunidad tributa al municipio y paga servicios sin recibir la atención que otras zonas reciben.

No se entiende como un problema de semejante envergadura no ha merecido la atención de la dirigencia en ninguno de sus niveles ni estamentos.

Lamentablemente no se puede esperar la posesión del nuevo Alcalde,  porque la solución es prioritaria, y tan urgente como la historia del abandono mismo; la situación es similar en todo lo que no es zona turística  ni centro histórico, donde se padecen problemas similares en lo que concierne a alcantarillado y energía eléctrica, pero al menos sus moradores, se pueden movilizar.

RUTA 90

Una publicación puerta a puerta realizado por un grupo de ciudadanos con sus propios recursos.

Vértices hacia el horizonte de La Sierra Nevada

Desarrollo de este tema