Tercera sesión del Cine Foro

Continuando con el hilo que ha atravesado toda su obra, Philippe Garrel sigue escribiendo paginas autobiográficas, firmando aquí su trabajo más logrado, su mejor película desde Les Amants Regulier llegando al mismo tiempo paradójicamente a eliminar los temas más idealistas de sus anteriores trabajos

Aumentan los seguidores con cada jornada

CENTRO CULTURAL SAN JUAN NEPOMUCENO 6:30 p.m.

TEXTO  DE FRANCESCO GESUALDI

LA JALOUSIE

FRANCIA – 2013 – 77’

DIRECTOR:

PHILIPPE GARREL

INTERPRETES:

LUIS GARREL,

ANNA MOUGLALIS

FOTOGRAFIA:

WILLY KURANT

Un hombre de unos treinta años vive en un pequeño apartamento con una mujer de la cual esta locamente enamorado. Para vivir con esta mujer el hombre ha abandonado su familia, la esposa y su pequeña hija, de hecho aun amando la hija el hombre abandonando la familia ha dejado la madre de la pequeña sola a combatir ya que él es tan pobre que no puede ayudar en nada económicamente. La otra gran pasión del hombre es el teatro y su más grande aspiración ahora es la de encontrar un papel memorable para su mujer, en ella el hombre ve una gran actriz y está seguro que con un poco de suerte y un buen guion lograría relanzar la carrera de la mujer que antes era una gran promesa, una estrella naciente del panorama teatral. Aun luchando con todas sus fuerzas y tratando a través de todos sus conocidos en el ambiente teatral, el hombre no logra encontrar nada pasando de frustración en frustración. Tantas son las continuas derrotas que en realidad la mujer no aguanta más y termina por traicionarlo a su vez con otro hombre que le ofrece una alternativa de vida diferente que nada tiene que ver con el teatro. Cansada de esperar un papel que nunca llegara, inevitablemente todo llega a explotar, finalmente la mujer se destapa confesándole su traición y cuanto se ha vuelto por ella insoportable la vida con él en ese apartamento que ha visto solamente fracasos y miserias. Destruido y solo el hombre trata de matarse pero en medio de la fuerte tensión la pistola se le escapa de la mano y el disparo dirigido al corazón en realidad se desvía atravesándole el pulmón, hiriéndolo de gravedad pero no mortalmente. En el hospital la única persona que lo conforta y lo atiende con cariño es su hermana. Esta hermana y su pequeña hija es todo lo que le queda. Ella y el teatro.

Continuando con el hilo que ha atravesado toda su obra, Philippe Garrel sigue escribiendo paginas autobiográficas, firmando aquí su trabajo más logrado, su mejor película desde Les Amants Regulier llegando al mismo tiempo paradójicamente a eliminar los temas más idealistas de sus anteriores trabajos, poco a poco han ido desapareciendo todos los rastros y las huellas de las referencias políticas, hijo de un padre perteneciente a “la gran ilusión” de los sesenta, a su vez autor y actor, Philippe estaba lleno de los ideales del 68, hasta que poco a poco la realidad de un mundo totalmente alejado de aquellas ilusiones y luchas solidarias, se ha encargado de vaciar los credos, no del autor, pero si de un mundo que ha cambiado sin saber transformarse, así la política ha desaparecido y poco a poco está desapareciendo todo sentido. Si ya no existe la política y poco queda del amor, Dios tampoco es una opción y el arte no nos puede salvar que queda de definitivo? Es en este nudo que se desarrolla toda la temática del film, la mirada de Garrel no puede entonces que dirigirse hacia el ser humano, lleno de una enorme dulzura y “Piétas”, los ojos de Philippe Garrel acarician sus ángeles protectores, la hermana y la hija…..En realidad La Celosía no es una película que hable especialmente del amor más bien habla de acontecimientos familiares, en verdad el personaje principal está inspirado por la figura del padre del autor que dejo la familia dejándolos cuando el hoy director tenía diez años, y este es el corazón mismo de la obra de P.G. la vida y el arte se entrelazan tanto de confundirse entre realidad y representación, pero el teatro el cine el arte no son siempre la representación de la realidad? Es por eso que Luis hijo de Philip hermano de Shirley y nieto de Maurice padre de Philippe interpretan en un extraño entrelazamiento de roles la representación de sus vidas que son inspiración y materia de sus propias realidades. Cuanto a la Celosía del título en realidad no es la celosía como la entendemos entre parejas de personajes adultos, es la celosía que une los niños a los padres cuando se encuentran abandonados o suspendidos entre dos familias diferentes. Philippe hace interpretar sí mismo a una niña, la pequeña Charlotte, en una esplendida actuación de Olga Milshstein, a la cual toca reinventar y reinterpretar la relación con el padre cuando este se enamora de otra mujer que no es su madre. “Un Hombre Celoso – Decía Lacan – se equivoca aun cuando su mujer lo traiciona de verdad, porque la celosía no es un hecho realmente acontecido es simplemente una especulación subjetiva. La celosía de la mama de Charlotte hacia Louis, de Louis hacia Claudia de Claudia hacia Louis, no es la escuálida constatación de la fragilidad del amor, así como el cinismo de nuestros tiempos nos quisiera demostrar, al contrario Garrel nos muestra como el cariño de la celosía pueda ser transformado positivamente y hacerse testimonio de la capacidad de amar. Porque esto es lo que un padre debe saber transmitir, no la aplicación de la ley si no el testimonio de un Deseo, aun en la forma de debilidad que siempre expresa la celosía, lo importante es que el padre sea capaz de mostrarse aun desnudo y vulnerable pero autentico en la dignidad del sentimiento aun cuando nos hiere y nos gana en la desesperación de un amor no correspondido. No se puede olvidar mencionar la decisión de utilizar el blanco y negro que no es utilizado por un cómodo facilismo intelectual, al contrario, esta bellísima utilización del claroscuro, muy contrastado, realizado por el director de la fotografía Willy Kurant, potencia los riesgos de un superficial realismo didascálico y aumenta el sentido de radicalidad de las relaciones que se contrastan en la película, evitando todo peligro de terminar en el sentimentalismo y la consolación. Con este expediente Garrel cumple totalmente la tarea de mostrar una historia realista construida sobre la base de sentimientos y relaciones contortas, logrando espléndidamente revelar con simplicidad y eficiencia unas reflexiones y observaciones para nada ligeras.

La Celosía es la película en la cual Garrel quiere hablar de la relación con su padre enseguida después de su muerte (Hace dos años). Lo hace como siempre lo ha hecho, arriesgándose en primera persona pero evitando fáciles autobiografismos. Su cine es siempre fiel a un asunto teórico fundamental en la relación entre vida e imagen, la imagen nunca es presente gratuitamente, la mirada no representa, al contrario siempre busca “vivir”, dar forma, crear su propia vida, el Teatro (Así como el Cine y Todas las Artes) es la proyección mas ideal de la vida misma. Desde los comienzos de la civilización, el hombre ha depositado en el Arte y especialmente en la representación Teatral, la parte mejor, la proyección ideal de los anhelos de lo que quisiéramos ser, como seres humanos. Increíblemente en la actualidad ni este expediente que nos ha fielmente acompañado en los siglos parece poder rescatarnos, indicarnos una vía ideal de salvación, de expresión. Finalmente si ya no existen ni el arte ni la política para podernos salvar que cosa queda? Garrel, y esto es el meollo de su maduración como hombre y como artista, no se vuelve un fustigador, un crítico amargado de nuestros tiempos superficiales que mira con desprecio el individuo y los tiempos que ya no saben cómo sentir con pasión, como creer sin cinismo. Al contrario Garrel mantiene una mirada comprensiva y tierna sobre esta nuestra humanidad herida, sin moralismos pero con dulzura acariciando los rostros de sus protagonistas, con el mismo amor con el cual su hija pone la comida en los labios de su papa.

Nota

los textos de Francesco se expresan en «Itañol»; él Italiano radicado en Santa Marta tiene como pasión el cine leído como un obra de arte y «La Jelousie» es una historia en blanco y negro para ilustrar en tonos «sin grises» los contrastes de la existencia.

Escuche a Francesco y anótese para la jornada de la próxima semana: el miércoles 15, el jueves 16 y el viernes 17 de octubre…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Apoya el Podcast

Curaduría de Podcast

Apple

Ivoox

Nuevos Medios