El Banco de la República a través de su Centro Cultural en Santa Marta, lanza su Proyecto “Ruta de Bolívar en Santa Marta”, el día jueves 23 de junio del presente en sus instalaciones, a las 8:30 a.m., con la participación de 15 miembros del Grupo de Protección al Turismo y el Patrimonio Nacional de la Policía Metropolitana de Santa Marta, y cinco guías turísticos profesionales, como beneficiarios de la actividad. El proyecto se constituye en una herramienta pedagógica para abordar temas de la dinámica histórica de la ciudad, utilizando como hilo conductor el hecho histórico de la única visita del Libertador Simón Bolívar a la ciudad y que por azares del destino terminaría siendo el último lugar en el que estuvo con vida.

En este orden e ideas, se plantea rendir homenaje a uno de los hombres más importantes en la historia de América latina, recordando su paso por la ciudad de Santa Marta, su sentir, nostalgias, vivencias y anécdotas durante su estancia, evidenciando los diferentes elementos urbanísticos de nuestra ciudad que se relacionan con su visita o el hecho histórico de haber estado y dejado una huella imborrable en la memoria de los samarios.  El proyecto pretende trazar una ruta de recorrido que evidencie su presencia histórica en la ciudad, al tiempo que permita develar hechos y situaciones de la dinámica histórica de Santa Marta para el momento de la llegada del Libertador.

La propuesta se presenta como un piloto, de cuyo éxito dependerá la creación de otras rutas por el saber de nuestra historia, contando con diversas instituciones como socias estratégicas, que permitan visionar la configuración de un equipo de profesionales de la historia, que desde diferentes ópticas aborden rutas del conocimiento para mejor entender del pasado de la ciudad más antigua de Colombia.

El Piloto denominado “Ruta de Bolívar en Santa Marta” será desarrollado por los historiadores Wilfredo Padilla y Joaquín Viloria, utilizando una metodología que implica la presencia en tiempo presente en los espacios que hacen parte de la ruta, para recibir los conocimientos. Esta técnica permitirá examinar con detenimiento cada uno de los sitios, monumentos, edificaciones y calles, por donde transitó el Libertador, al tiempo que se develan las tramas de los hechos históricos que envuelven la visita del ilustre personaje para el año de 1830, exponiendo así en un conjunto de sitios, hechos y situaciones, la dinámica de la ciudad que tuvo el privilegio de acogerlo, y prodigarle atenciones y consuelos en su último aliento de vida.