Una retrospectiva del trabajo como performista del artista samario, Edwin Jimeno; un recorrido a través de 72 piezas de memorias fotográficas y en videos de acciones realizadas que van desde el año 1997 hasta el 2019.

“Los artistas son los ojos del pueblo, son aquellos personajes que dan una mirada distinta a su entorno a través del arte”, así describe esa pasión por su trabajo como performista el Maestro Edwin Jimeno Tarazona, quien es el encargado de cerrar la temporada de exposiciones temporales del Museo Bolivariano de Arte Contemporáneo-Quinta de San Pedro Alejandrino. 

Cerca de 22 años reúne la retrospectiva de su exposición integrada por videos y fotos que reúnen cada una de las acciones realizadas entre los años 1997 hasta el 2019, a inaugurarse este miércoles 16 desde las 7 de la noche, con ingreso gratuito.

El trago de la amargura

“Regreso al lugar donde me inicié, al Museo que siempre ha estado cercano, que me conoce, que ha valorado mi trabajo y mi compromiso con el arte. Es emocionante, este homenaje, esta retrospectiva que me motiva a seguir con mayor ahínco en trabajar por el performance”, expresa Edwin Jimeno.

‘Introspectum’ así se denomina la exposición del Maestro Jimeno que acogerá las salas Galería Espacio Abierto y Hernando Del Villar, se trata de un proyecto establecido en la producción de Jimeno, que ha sido una sucesión de obras que toman como punto de partida un cuerpo físico como el elemento tangible y plástico, el cual es una secuencia y conciencia de su cultura y sociedad.

Sobre la exhibición la Curadora Stefannia Doria explica que  es “un reconocimiento a la constante investigación del artista, quien se asume como el paisaje en el que se enfrentan relaciones de poder, identidad, sexualidad, entre otras”.

Afirma que dentro de esta tensión, el performance se presenta como el medio en el cual se cruza la delgada línea de la representación a la presentación, la cual parte de una esfera privada traducida en códigos, construyen un lugar común haciendo que el espectador se identifique e identifique elementos de su existencia. 

Todo está consumado

Cada una de las acciones de Edwin Jimeno se arraiga como el manifiesto de un territorio violentado, herido, pero resiliente e inmerso en la cotidianidad colombiana.  Recorriendo las obras de Edwin Jimeno se ve al artista que inicia desde la fragilidad, desde un «Nacimiento» aludiendo a un estado infantil de descubrimiento. Posteriormente, surgen obras que son de tránsito a lugares de resistencia y rebeldía visibles en cada salto creativo, con el que el cuerpo se dispone poéticamente al sacrificio como en un «Circo Romano». 

HOJA DE RUTA

Artista plástico, curador, docente e investigador desde 1997 se desempeña como artista del cuerpo a nivel nacional, con reconocimientos como el segundo premio en el 38 Salón Nacional de Artistas (2001), primer premio en la Bienal del Fuego (2002) y selección en el Proyecto Pentágono “Actos de fabulación”, Ministerio de Cultura de Colombia (2000). 

Sus obras giran alrededor del tema del eros y el tanatos, donde el cuerpo se ve expuesto al dolor. Ha sido coordinador del laboratorio Cortá con tijera de palo (Santo Tomás, Atlántico, 2010) y de Alapar15, convenio entre el Ministerio de Cultura y Entre las artes. Dirigió  el colectivo Capirote, ganador de la Beca para desarrollar el laboratorio Cuerpo y Territorio (Santo Tomás, 2010 – 2013) e hizo parte del equipo de curadores del proyecto Atarraya, 14 Salón Regional de Artistas (2011).

La exposición ‘Introspectum’ integra la programación cultural 2019 del Museo Bolivariano de Arte Contemporáneo proyecto apoyado por el Programa Nacional de Concertación Cultural y el Ministerio de Cultura y la Alcaldía Distrital.